Vías Ferratas en Huesa del Común

El día 11 de Junio quedamos en Cariñena a las 8:30 Eduardo, Rubén, Daniel y yo (Enrique para quien no me conozca) para llevar a cabo una salida a Huesa del Común, donde teníamos pensado hacer las dos ferratas que se encuentran en los alrededores del pueblo. Una vez aparcamos el coche en un lado de la carretera nos pusimos los disipadores y nos preparamos para seguir el camino que nos llevaría a las ferratas. Caminamos junto al río y buscamos la base de la pared en la parte trasera del castillo dejando a nuestra derecha una masía abandonada. Al principio nos costó encontrar la ferrata, pues nos perdimos dos veces hasta que finalmente decidimos cruzar el río y seguir las paredes de escalada.

Al final caminando unos 200 metros paralelos a la pared encontraremos el inicio de la ferrata del castillo de Peñaflor, indicado con un gran panel en el que se explica cómo se debe progresar en una vía ferrata. Nos abrochamos los cascos y Eduardo encendió una cámara con la que grabamos el recorrido. Debo decir que esta ferrata es perfecta para iniciación pues tiene pasos bastante sencillos y está perfectamente equipada.

1

Los cuatro en el principio de la ferrata

Tras realizar esta ferrata volvimos al pueblo y recorrimos de nuevo el sendero para llegar a la ferrata del Almadeo. Respecto a esta segunda vía se trata de un itinerario explosivo, aéreo y deportivo aunque al principio parezca todo lo contrario. Y es que los primeros pasos son sencillos, superamos un primer resalte que nos aproxima a la pared. A partir de un ladeo a la izquierda por encima de una barriga, empieza la parte emocionante.

Una larga tira vertical a veces desplomada que desde abajo la verdad es que impresiona, pero está tan bien instalada que es más fácil de lo que parece. Si bien la vía es apta para todos, este tramo requiere destreza y templanza. A la salida del desplomado la altura es considerable y todavía quedan varios metros para salir de la pared, pero lo más difícil ya ha pasado.

2

Pasando el tramo más vertical de la vía

A la vía no le queda mucho más que un par de resaltes y llegamos a la cumbre, un poco a la derecha del Castillo de Peñaflor y con buenas vistas a Huesa del Común.
Aunque es una vía realmente corta queda la satisfacción del reto superado.

3

En la cima

Finalmente para acabar la mañana fuimos al bar del pueblo, el bar “Tolo” al cual no era muy difícil llegar pues había unas huellas dibujadas en el suelo que si se seguían acaban conduciendo a éste. Echamos unas cañas y disfrutamos de las historias del pueblo que nos contaba el camarero.

Bueno espero que os haya gustado y nos vemos en la próxima salida!!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s